TEMPORAL CON VIENTOS HURACANADOS SE ABATIÓ SOBRE LA COMARCA. INCENDIOS Y ROTURAS EN UNA MADRUGADA PELIGROSA


TEMPORAL CON VIENTOS HURACANADOS SE ABATIÓ SOBRE LA COMARCA. INCENDIOS Y ROTURAS EN UNA MADRUGADA PELIGROSA

Vientos huracanados de intensidad inusitada. Caídas de ramas y árboles. Roturas de cables eléctricos. Carteles publicitarios volando. Incendios espontáneos. El temporal que se abatió sobre la comarca en la noche del miércoles y madrugada del jueves, mantuvo ocupados al personal de Defensa Civil, bomberos, policías, personal sanitario y las guardias de emergencia de los servicios públicos. Afortunadamente no hubo que lamentar mayores inconvenientes para las personas.
Con ráfagas que arrancaban ramas y probaban la resistencia de los troncos de árboles, un temporal de gran violencia afectó a la Comarca por varias horas. Las llamadas a los números de emergencia fueron muchas y rápidamente se saturaron los servicios.
Para agregarle dramatismo a la situación, un incendio de pastizales en el predio de SEFEPA, donde se encuentra la estación de trenes local, se avivó por la acción del viento, amenazando a viviendas cercanas.
No fue el único. En la zona de las huertas comunitarias de Viedma, también aparecieron llamas cerca de la 1 de jueves, en el momento que el temporal cobraba intensidad. Otros siniestros se registraron en la ruta provincial 1, donde ardió un galpón y en varios sectores del trayecto Viedma-Balneario El Cóndor, el viento tiró los postes del tendido eléctrico.
Los oyentes de LU15, muy activos en redes sociales, comenzaron a publicar fotografías sobre los daños. Una de ellos mostró la distancia a la que voló un cartel publicitario del supermercado Changotas que quedó en la calle. Por fortuna, en ese momento no pasaban por allí personas o automóviles.
Cerca de las 3 de la mañana del jueves, la potencia del viento comenzó a amainar, aunque las ráfagas fuertes recomenzaron con las primeras luces del día se mantienen por estas horas.


Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquellos mensajes obsenos o agraviantes que pudieran ser escritos pueden ser reportados por los usuarios y sus autores podrán ser inhabilitados para volver a comentar en el futuro.