Rechazan prescripción en caso de profesor de guitarra acusado de abuso


El Tribunal de Impugnación rechazó una queja presentada por la Defensa de un profesor de guitarra denunciado por el abuso a una menor, que pretendía la prescripción del caso. De esta manera, queda habilitada la continuidad del proceso judicial.

El pedido de prescripción había sido presentado oportunamente por los abogados defensores Cirilo Bustamante y Fernando Lenschow ante la jueza de garantías Itziar Soly, quien rechazó la prescripción. Lo propio hizo el juez de juicio Marcelo Chironi en la instancia de apelación. El Tribunal de Impugnación estuvo integrado por los jueces Adrian Zimmermann, como presidente, Mario Altuna y Miguel Cardella.

De esta manera, todos los magistrados coincidieron con los pedidos del Fiscal Juan Pedro Puntel y de la Querella, en representación de la víctima, Diego Sacchetti y Ariel Alice.

En la audiencia con el Tribunal de Impugnación la Defensa expuso las razones por las cuales pedía que se impugne la decisión de no prescripción por parte del Juez de Juicio. Luego el Fiscal y la Querella dieron sus argumentos sobre la explicación de los hechos y las fechas afirmando que no prescribieron.

El Tribunal de Impugnación escuchó a las partes y luego de un cuarto intermedio decidió rechazar la queja interpuesta por la Defensa. Afirmó que no formaba parte de sus facultades ese tipo de decisión, según lo dispuesto en la Acordada 25/2017 del STJ y diversos artículos del Código Procesal Penal.

Explicó el Presidente del Tribunal que en este caso “no es una sentencia definitiva y se ha cumplido con el doble conforme”. Continuó: “no se demuestra ni se advierte un perjuicio o afectación de garantías constitucionales de imposible reparación ulterior y tampoco que se impida la continuación del proceso”.

El caso

Según la imputación fiscal se le atribuye al hombre haber sido autor de diversos hechos de abuso sexual en contra de una niña, que concurría a su domicilio para tomar clases particulares. Los hechos, denunciados por la víctima a fines de 2016, ocurrieron entre los años 1994 y 2005, cuando ella tenía entre 5 y 15 años de edad.

En la audiencia de formulación de cargos, el fiscal Juan Pedro Puntel le imputó al hombre el delito de abuso sexual gravemente ultrajante, agravado por ser el imputado encargado de la educación de la víctima.

 

IMAGEN MERAMENTE ILUSTRATIVA


Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquellos mensajes obsenos o agraviantes que pudieran ser escritos pueden ser reportados por los usuarios y sus autores podrán ser inhabilitados para volver a comentar en el futuro.