Pesatti reconoció a los ganadores de los XXV Juegos de la Araucanía


El vicegobernador Pedro Pesatti participó hoy en la conferencia de prensa junto a los jóvenes deportistas rionegrinos que lograron el décimo título en los XXV Juegos de la Araucanía, que se desarrolló en Chile.

Estuvieron presentes también la ministra de Turismo, Cultura y Deportes, Silvina Arrieta, el secretario de Deportes, Marcelo Szczygol, la integrante del comité técnico asesor de los Juegos, Natalia Mildenberger, los nadadores Jorgelina Velázquez y Nicolás Carrizo, el basquetbolista Ignacio Arosteguichar y el futbolista Agustín Alan, y parte del equipo de la cartera deportiva.

Río Negro sumó este viernes su décimo título en juegos, siendo la provincia más ganadora en 25 años de historia.

Pesatti expresó el profundo reconocimiento al logro de los deportistas por parte del gobierno provincial y afirmó que este récord de ediciones ganadas demuestra el nivel del deporte rionegrino.

Manifestó además que “éstos logros los sentimos propios” y destacó la tarea que llevan adelante desde el Ministerio y, en particular, desde la Secretaría de Deportes, porque se trata de una combinación estratégica entre el Estado, los deportistas y las instituciones.

Consideró que el deporte es un camino que siempre lleva a un buen puerto y que la cultura del deporte está relacionada, en un principio, con canalizar la cuestión lúdica, pero también con la salud y como una forma de expresión para la comunidad.

Arrieta agradeció y expresó su orgullo a los competidores, al equipo de Deportes y a los padres por el esfuerzo diario que tuvieron que hacer los chicos para llegar hasta allí, y destacó el acompañamiento del gobernador Alberto Weretilneck.

Szczygol afirmó que fueron unos Juegos de la Araucanía muy emocionantes por cumplirse 25 años de historia. Contó que la delegación de Río Negro fue la más joven y la que más se destacó. “Ellos ganaron y la Araucanía es de ellos”, resaltó.

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquellos mensajes obsenos o agraviantes que pudieran ser escritos pueden ser reportados por los usuarios y sus autores podrán ser inhabilitados para volver a comentar en el futuro.