OCAMPOS: “UN RECLAMO HISTÓRICO, QUE HOY SE RESOLVIÓ”


La Legislatura rionegrina convirtió en ley el proyecto presentado en co
autoría por los legisladores Jorge Ocampos (CC-ARI-Cambiemos), Juan Elbi
Cides (JSRN), Marcelo Mango (FpV) y Carina Pita (FpV), que declara de
utilidad pública y sujetos a expropiación los lotes que comprendían
cinco tomas de tierras en Cipolletti.

La iniciativa aprobada hoy, se sustenta en una ordenanza votada por
unanimidad por el Concejo Deliberante de Cipolletti en noviembre pasado.
Ocampos explicó que “las situaciones dominiales irregulares tienen entre
8 y 10 años” y que “la actual gestión municipal trabajó desde el primer
día para dar solución a una situación extremadamente compleja. Estamos
hablando de cinco asentamientos, de una superficie de 66 hectáreas en
las que hoy viven precariamente más de cinco mil quinientos cipoleños”,
indicó el parlamentario.

“Los fundamentos de la ordenanza promulgada son muy claros y
contundentes” sostuvo Ocampos y consideró como “un paso trascendente
donde se plantea, por un lado, que la forma precaria en la que se
encuentra la tenencia de la tierra de estos asentamientos incide
negativamente en la calidad de vida de sus habitantes, quienes ven
limitado el acceso a los servicios públicos esenciales, coadyuvando aún
más a ahondar la situación de pobreza y marginalidad en la que se
encuentran inmersos y; por otro, la regularización de esta situación, y
su consecuente mejora a través de la provisión de los servicios básicos
esenciales, posibilitará no solamente restablecer condiciones dignas de
calidad de vida de sus ocupantes, sino su normalización en cuanto a la
puesta al cobro de los servicios retributivos que se presten”.

El legislador finalizó afirmando que “por años se planteó el reclamo,
cientos de reuniones, amplia participación de los vecinos y hoy con
satisfacción sostengo que fue por la decisión del intendente Aníbal
Tortoriello y su equipo y el contundente acompañamiento del Deliberante,
que se resolvió”.


Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquellos mensajes obsenos o agraviantes que pudieran ser escritos pueden ser reportados por los usuarios y sus autores podrán ser inhabilitados para volver a comentar en el futuro.