La línea 102, una vía para que los chicos se hagan escuchar


El titular de la Secretaría de Niñez, Adolescencia y Familia, Daniel Badié, destacó la importancia de la reunión mantenida con autoridades nacionales para avanzar en la implementación de la Línea 102 en Río Negro.

El encuentro llevado a cabo en Viedma tuvo como objetivo articular criterios para iniciar el proceso y puesta en marcha de una línea de escucha de carácter federal, para ayudar a niños, niñas y adolescentes de la Provincia.

Se trata de un servicio gratuito que funcionará las 24 horas donde los jóvenes podrán comunicarse ante una situación y/o amenaza de vulneración de sus derechos, momentos de crisis, la necesidad de asesoramiento o simplemente para hablar con un consejero capacitado que pueda contenerlos.

El proyecto busca que todos tengan el derecho a ser escuchados y sus voces sean tomadas en cuenta a la hora de crear políticas públicas con enfoque de Derechos Humanos.

La iniciativa fue impulsada desde el Ministerio de Desarrollo Social de Nación, UNICEF de Argentina y Child Helpline International y ya funciona en distintas provincias del país.

Un trabajo articulado

En este sentido, Badié explicó que para implementarlo en Río Negro “necesitamos la construcción del sistema de protección integral de niños, niñas y adolescentes de Río Negro, ya que la Línea 102 generaría una gran apertura directa y nos obliga como Estado a ir construyendo en base a esa política pública”.

“Debemos trabajar articuladamente con las distintas áreas del Gobierno; los pasos no tienen que ser lentos, pero sí seguros”, agregó.

En relación a la formación de los equipos a cargo de la atención, explicó que “debemos analizar qué tipo de profesional va a estar en la escucha, ya que no puede ser cualquier persona, tiene que haber confiabilidad; nosotros vamos a requerir mucho del apoyo de las dos universidades nacionales porque tenemos que formar este cuadro”.

Finalmente el Secretario aclaró: “Todavía no funciona la Línea 102 en la provincia, pero estamos avanzando a pasos firmes para que en un tiempo no muy lejano los chicos formen parte del sistema a través de su voz”.

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquellos mensajes obsenos o agraviantes que pudieran ser escritos pueden ser reportados por los usuarios y sus autores podrán ser inhabilitados para volver a comentar en el futuro.