HOSPITALES COLAPSADOS: MEDIDA DE CAPRESA CONTRA EL IPROSS: PACIENTES QUE BUSCAN ATENCIÓN COLAPSAN LOS SERVICIOS HOSPITALARIOS


HOSPITALES COLAPSADOS: MEDIDA DE CAPRESA CONTRA EL IPROSS: PACIENTES QUE BUSCAN ATENCIÓN COLAPSAN LOS SERVICIOS HOSPITALARIOS

“La amansadora”, “el aguante”, el “ocio no creativo”, infinidad de apelativos para las horas que perdemos en el día esperando que nos atiendan en algún lado. El correo, el supermercados, el banco, los hospitales, nos permiten practicar el deporte nacional de “hacer cola”, en el cual la mayoría somos expertos.
Si antes disponíamos de una hora para esperar en cualquier consultorio, ahora, con el corte de servicio al IPROSS por parte de CAPRESA, los pacientes de esa obran social se volcaron a dos puntos importantes: los hospitales Artémides Zatti de Viedma y Pedro Ecay de Patagones. La espera por atención ya no es de minutos. Hay que dotarse de calma para afrontar el calvario.
“hospital colapsado”, eso dicen los médicos y pacientes de ambos nosocomios. La medida adoptada por CAPRESA de no recibir pacientes del IPROSS en el Sanatorio Austral y la Clínica Viedma, ha provocado innumerables inconvenientes en aquellos cuya enfermedad no entiende de tiempos burocráticos y pataleos por aumento de cápita: su dolencia necesita atención hoy, no cuando se les cante a los mercaderes de la salud y a los funcionarios que no funcionan.
“Esperé dos horas para que me atiendan” dice una señora con yeso en el brazo izquierdo. Más allá de los dolores lógicos, se adivina el agobio de una espera que no buscó y que la convierte en rehén de un sistema “de salud” que termina enfermando


Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquellos mensajes obsenos o agraviantes que pudieran ser escritos pueden ser reportados por los usuarios y sus autores podrán ser inhabilitados para volver a comentar en el futuro.