El legislador de Río Negro, Alfredo Martín, acudió como presidente de la Comisión de Planeamiento de la Legislatura provincial, a la primera sesión del Parlamento Federal del Clima, que se llevó a cabo en la sede del Honorable Senado de la Nación, al que arribaron representantes de todas las provincias argentinas. Además de hacer un repaso de las herramientas legales disponibles en la Provincia de Río Negro sobre adaptación y mitigación del cambio climático, cuestionó el estilo de vida de los países centrales respecto del consumo.

Este foro federal, encabezado por la titular del Senado, Gabriela Michetti, junto al presidente de la Comisión de Ambiente y Desarrollo Sustentable, Fernando Solanas (UNEN- Ciudad Autónoma de Buenos Aires), tomó como punto de partida el “Acuerdo de París”, adoptado el 2 de diciembre de 2015 por los países signatarios de la Convención Marco de la ONU sobre cambio climático y la Unión Europea, donde se planteó como objetivo que la temperatura media del planeta no suba en este siglo más de dos grados centígrados (sobre niveles preindustriales de 1890), y los países miembros, se comprometieron a trabajar para que no supere 1.5 grados centígrados.

El legislador de Juntos Somos Río Negro, consideró que la reciente decisión del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, no hace más que ir en línea con el consumismo reinante en su país: “Que dejen de consumir. Pueden firmar todos los tratados que quieran, pero si siguen sosteniendo estos niveles de consumo, no van a retroceder en el desastre ambiental que causan y que van a causar”.

Con ironía destacó que “en todo caso Trump ha sido el presidente más sincero de los Estados Unidos, porque por lo menos no nos miente”, respecto de bajar la emisión de gases que causan el denominado “efecto invernadero”.

“Ellos –ejemplificó- , con el 4 por ciento de la población mundial, consumen el 60 por ciento de la cocaína que se produce en el mundo, y luego culpan a los campesinos de Colombia, Perú o Bolivia. Mejor es que dejen de consumir”, enfatizó ante un auditorio expectante.

Martín compartió con otros pares una de las preocupaciones centrales en materia de medio ambiente de la Provincia de Río Negro, como es el caso de los incendios forestales. Y destacó que además de los bosques de la zona cordillerana, “hacia el este hay una vegetación a proteger”, y mencionó como acción directa en ese caso la creación en General Conesa de una nueva central operativa del Servicio de Prevención y Lucha contra Incendios Forestales (SPLIF), que, a raíz de los incendios de fines del año pasado, arrasaron 750.000 hectáreas de pastizales.

Entre otros compromisos, varios de índole legislativa, Martin ponderó la decisión de la Provincia de trabajar por las energías alternativas, y dio cuenta de los 5 proyectos que se presentaron dentro del plan “RenovAr”, dos de los cuales (Cerro Alto, en Cerro Policía, y Pomona en Valle Medio), ya cuentan con los respectivos informes de impacto ambiental a la espera de la ejecución de los proyectos.

Los objetivos de esta sesión inaugural del Parlamento Federal del Clima fueron coordinar acciones legislativas de todas las Provincias en materia Ambiental y de Cambio Climático, presentar leyes exitosas de las Provincias, promover nuevos proyectos de ley que puedan ser replicados en todas las legislaturas provinciales y a nivel Nacional, de cara a la Conferencia de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP23), que se realizará este año, en la ciudad alemana de Bornn, sede del secretariado ejecutivo de la Convención de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (UNFCCC), bajo la presidencia de las islas Fiji, donde se intercambiará el trabajo legislativo con Parlamentos de otros países.