Destacan la tarea de fundación para niños oncológicos


Los legisladores del Frente Progresista, Jorge Ocampos y Daniela Agostino, presentaron un proyecto mediante el cual destacan el trabajo que desarrolla la Fundación Sendero de Esperanza para los Niños Oncológicos (S.E.N.O.), institución que alberga y acompaña a niños oncológicos y sus familias, con sede en la provincia del Neuquén pero con incumbencia en Río Negro y demás provincias Patagónicas.

La Fundación es una institución sin fines de lucro que lleva a cabo sus actividades desde hace más de 5 años en la ciudad de Neuquén. Ocampos explicó que “esta organización nace por iniciativa de su actual presidenta, Marisa Valdevenito, mamá de un hijo que sufrió la enfermedad de cáncer y que luego de un prolongado tratamiento no pudo superarla y falleció tras siete años de lucha”.

“A partir de su dolorosa experiencia y compartiendo con otras familias en iguales circunstancias, juntos vieron la necesidad de crear un organismo que permita ayudar y contener a todos aquéllos que transitan por este camino de sufrimiento y necesidades” mencionó el legislador.

La Casa funciona en la ciudad de Neuquén y brinda alojamiento a niños y jóvenes bajo tratamiento oncológico y a sus familias, no sólo de Neuquén sino también de otras provincias patagónicas, entre ellas Río Negro, todos son asistidos durante el tiempo que dura la terapia, ayudándolos para que puedan contar con los medicamentos y atención necesarios de manera ágil.

Ocampos mencionó: “Hemos presentado este año un proyecto de comunicación en el Parlamento rionegrino para que se instale una filial de la Fundación Sendero de Esperanza en Río Negro, habiéndose aprobado esta iniciativa el 28 de abril del corriente año, en el que solicitamos al Ejecutivo-Ministerio de Salud-, que realice las gestiones necesarias para la radicación de una sede de SENO en la ciudad de Cipolletti”.

Finalmente destacó que desde hace un tiempo esta Fundación ha prestado colaboración y asistencia a pacientes de nuestra provincia que sufren lamentablemente esta enfermedad y actualmente son cuatro las familias rionegrinas en la Casa.

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquellos mensajes obsenos o agraviantes que pudieran ser escritos pueden ser reportados por los usuarios y sus autores podrán ser inhabilitados para volver a comentar en el futuro.