2200 familias inscriptas en el programa municipal Un lote una vivienda


2200 familias inscriptas en el programa municipal Un lote una vivienda

Finalizada la etapa de inscripciones del programa municipal Un lote una vivienda, 2200 familias de Patagones presentaron la solicitud para acceder a un terreno y poder construir su propia casa. Además, se registraron cerca de 2000 consultas.

“Fue un trabajo muy intenso, que se extendió por dos meses, donde la gente se sintió cómoda porque pudo evacuar todas las consultas”, dijo el coordinador del Consejo Municipal de Hábitat, Gerardo Sanchez.

Asimismo, destacó que “ahora resta el procedimiento técnico que permitirá ordenar la información, evaluar los proyectos y, ante alguna duda, comunicarse con los inscriptos para completar los datos restantes. Este proceso se extenderá hasta finales del mes de junio. Luego continuará la etapa de verificación y su posterior evaluación para, finalmente, entregar al Ejecutivo Municipal nuestro trabajo técnico, que incluye la preadjudicación y publicación del listado de preadjudicatarios”.

Sanchez resaltó el trabajo desplegado por los agentes municipales que tuvieron a cargo del procesamiento de inscripción, “quienes por más de dos meses realizaron una tarea a contra turno para asesorar a los vecinos”.

El programa municipal Un lote una vivienda se encuentra destinado a familias, grupos, afiliados a organizaciones sindicales, miembros del Consejo Municipal de Vivienda y Hábitat.
Dentro de las distintas opciones se contempla a quienes puedan construir o hacer construir, por sus propios medios su vivienda; ya sea mediante una empresa constructora; con la adquisición de una casa prefabricada; a través de un grupo de ayuda mutua y esfuerzo propio como cooperativas; entre otras opciones.

Además, se confeccionó un segundo listado, para viviendas sociales, que incluyó a aquellas familias que requieren la asistencia del Estado para obtener su propiedad.


Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquellos mensajes obsenos o agraviantes que pudieran ser escritos pueden ser reportados por los usuarios y sus autores podrán ser inhabilitados para volver a comentar en el futuro.